Fue a través de un comunicado de prensa distribuido en distintos medios periodísticos. Allí describen los reiterados casos de persecución laboral y sindical que sufren las y los trabajadores de seguridad privada en distintos nosocomios del Área Metropolitana (Nota publicada por Línea Sindical) 

El SINDICATO UNIDOS TRABAJADORES CUSTODIOS ARGENTINOS (SUTCA), conducido por el moyanista Christian López señala: “Nos han rotulado como “trabajadores esenciales” por lo cual cumplimos tareas durante toda la pandemia del Coronavirus que aún sigue azotando a nuestro país y al mundo entero. Sin embargo, somos tratados como “descartables” tanto por nuestros salarios, ya claramente hundidos por debajo de la línea de la pobreza, como por nuestras condiciones de trabajo”.

“Lo paradójico es que esto lo sufrimos también en los Centros de Salud, trinchera en la lucha contra el COVID19. En muchos de estos lugares, nuestras compañeras y compañeros son hostigados tanto por los directivos de las empresas de seguridad privada, como por las autoridades de esos Hospitales públicos o privados. Una rotación innecesaria que no responde a cuestiones operativas y solo se reduce a una herramienta de castigo, licencias médicas por casos sospechosos o de contacto estrecho que no se otorgan o no se pagan. Falta de entrega de insumos sanitarios de prevención. Persecución laboral y sindical contra aquellos que pretenden ejercer sus derechos”.

Sigue el comunicado de los Custodios: “El caso más emblemático es el del Hospital Británico, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Allí no solo la empresa de seguridad AIRSEC incumple el Convenio Colectivo de Trabajo, no pagando horas extras ni nocturnas, liquidando fuera de término y con absurdos descuentos, sino que persigue, acosa y humilla sobre todo a las trabajadoras que tienen determinado color de piel, que tienen sobre peso. El Hospital Británico no desconoce esta situación, todo lo contrario, es absolutamente cómplice. Esto ocasionó medidas de acción gremial y denuncias en los organismos correspondientes”.

Finaliza el SUTCA esta seria denuncia: “Esta lamentable e inadmisible situación se extiende hacia otros lugares. Como el Hospital de Alta Complejidad El Cruce – Néstor Kirchner, el Malbrán, el Italiano y la Clínica Trinidad entre otros. Ya hemos solicitado audiencias al Ministro de Salud de la Nación Ginés González García y su par de CABA Fernán Quiróz para abrir un canal de diálogo y resolver la situación. Hasta ahora sin respuestas”.